Diferentes tipos de adhesivos o pegatinas según su uso.

En principio distinguiremos 4 tipos de adhesivos distintos en función de su uso y no por los materiales o la forma de fabricarlos:

1) Adhesivo impreso, exterior. La cola está detrás. No se puede pegar en la parte interior de un cristal ya que por fuera no se vería la impresión. Si se necesita gran resistencia al exterior es mejor si se imprime en serigrafía o se recorta en vinilo.

Normalmente se utiliza vinilo blanco como soporte pero se puede utilizar otros materiales. En caso de materiales transparentes se suele imprimir en serigrafía un fondo blanco para opacar el motivo o logotipo.

Adhesivo impreso en serigrafía opaco

Adhesivo impreso en serigrafía opaco

2) Adhesivo de vinilo recortado, exterior o interior. Al ser una pegatina recortada directamente sobre uno o más vinilos de colores, se puede colocar tanto al interior como en el exterior. Como el plástico tiene el mismo color en el dorso como en el anverso. En caso de pegar en un cristal, por la parte posterior se verá el dibujo al revés, como es lógico.

Normalmente no se suele imprimir con lo que se consigue gran resistencia al exterior. Depende de la calidad del vinilo.

Pegatina de varios colores recortada en vinilo

Pegatina de varios colores recortada en vinilo

3) Pegatinas interiores. Se trata de adhesivos impresos en serigrafía sobre un plástico transparente: vinilo, poliéster, etc.

La imagen se imprime al revés, para poderse ver del derecho a través de un cristal, y la última capa es un fondo blanco cubriente para opacar el motivo.

Pegatina interior impresa al revés

Pegatina interior impresa al revés

4) Adhesivos interiores de doble visión. Son pegatinas en que la imagen se imprime dos veces, una al revés de la otra, con unos fondos opacos de separación para que no se visualicen las dos imágenes a la vez. Es indiferente si se pegan por dentro o por fuera del cristal. Una de las dos imágenes siempre se verán bien.

Es un producto muy costoso de fabricar ya que hay que imprimir 2 veces los colores del dibujo ya que en definitiva son dos imágenes, una al revés de la otra, más los 3 fondos de separación. Por ejemplo, supongamos un dibujo de 3 tintas colores planos, es decir no tramados. Entonces en el adhesivo habrá que imprimir 9 tintas: 3+3+3. Los fondos de separación son 3 tintas muy opacas impresas en serigrafía: blanco + plata + blanco.

Pegatina doble cara.

Adhesivo con la imágen impresa 2 veces.

Diferencia entre impresión en serigrafía y offset.

Existe una notable diferencia entre estas dos tecnologías de impresión.

Empezando por el utillaje: en la impresión en serigrafía se utilizan pantallas con un malla a través de la cual se deposita la tinta. En offset una plancha de aluminio u otros materiales.

El hecho de utilizar una pantalla con un tejido determina la limitación de la serigrafía en cuanto a los detalles finos mientras que en el offset se pueden realizar reproducciones con más resolución. Esto se nota mucho en las cuatricromías y en las imágenes tramadas. En cambio para las tintas planas el resultado en serigrafía puede ser espectacular.

La principal ventaja de la serigrafía respecto al offset radica en que las tintas se depositan con una capa mucho más gruesa que en offset. Esto hace que los colores sean más vivos y mucho más duraderos al exterior. Además permite gran versatilidad de materiales y tipos de tinta, como tintas rascables, olorosas, de relieve, etc

La tecnología offset, por otra parte, permite grandes tiradas ya que suele estar mucho más automatizada. En consecuencia para tiradas cortas la serigrafía suele ser más económica mientras que en grandes producciones es el offset el que vence.
Empezando por el utillaje: en la impresión en serigrafía se utilizan pantallas con un tejido. En offset una plancha de aluminio u otros materiales.

Inspeccionado una pantalla

Control de calidad de la emulsión de una pantalla.